Categorías
Internacional

Finanzas de Trump revelan sus negocios con inversores chinos y cuenta bancaria «secreta» en China

El presidente de EE.UU., quien mantiene una guerra comercial y política con el Gobierno de Pekín posee una cuenta bancaria en China a título de su empresa hotelera, según revela el New York Times.

La cuenta está controlada por la compañía Trump International Hotels Management, pagó impuestos en el país asiático entre los años 2013 y 2015 y se creó “para explorar el potencial de ofertas hoteleras en Asia”, asegura el diario neoyorquino.

Mientras Trump critica a las empresas estadounidenses que hacen negocios con China, su propia historia comercial está llena de acuerdos financieros en el extranjero, y algunos han involucrado al estado chino. Así y mientras presiona a su opositor, el demócrata Joe Bien, con preguntas sobre su posición con respecto a China, los impuestos del presidente Trump revelan detalles sobre sus propias actividades en el país asiático, incluida esta cuenta bancaria previamente desconocida.

Según NYT, Trump y sus aliados han tratado, durante toda la campaña electoral, de pintar al candidato demócrata como un político blando con China, en parte señalando los negocios que el hijo de Biden ha realizado en ese país.

“Pasó una década buscando proyectos en China sin éxito, operando una oficina ahí durante su primera candidatura presidencial y forjando una asociación con una importante empresa controlada por el gobierno chino”, detalla entre otras cosas el medio.

Trump con cuentas en el extranjero “no declaradas públicamente”

De acuerdo con éste, China es una de las tres únicas naciones extranjeras, las otras son Gran Bretaña e Irlanda, donde Trump mantiene una cuenta bancaria, según un análisis de los registros fiscales del presidente, que fueron obtenidos por The New York Times. Esas cuentas extranjeras no aparecen entre los datos financieros hechos públicos por Trump, donde debe enumerar los activos personales, porque se mantienen bajo nombres corporativos.

Y los registros de impuestos no incluyen detalles sobre cuánto dinero pudo haber transferido a través de las cuentas en el extranjero, aunque el Servicio de Impuestos Internos de EEUU requiere que los contribuyentes informen de la parte de sus ingresos obtenidos en otros países.

Las cuentas británicas e irlandesas están en manos de compañías que operan los campos de golf de Trump en Escocia e Irlanda, que regularmente reportan millones de dólares en ingresos de esos países. Trump International Hotels Management informó de la facturación de solo unos pocos miles de dólares de China (188.561 dólares).

Alan Garten, abogado de la Organización Trump, dijo al diario que la empresa había “abierto una cuenta en un banco chino que tiene oficinas en Estados Unidos para pagar los impuestos locales”, asociados con los esfuerzos para hacer negocios allí. Según asegura, desde 2015 la cuenta se ha mantenido inactiva.

El NYT agrega que, aunque Garten no reveló cual es el banco en que se mantiene la cuenta, el año pasado la entidad bancaria estatal más importante de China arrendó tres pisos de la Torre Trump, “un contrato lucrativo que atrajo acusaciones de conflictos de interés por parte del presidente”.

Al igual que con Rusia, donde exploró sin éxito proyectos de hoteles y torres en Moscú, Trump ha buscado durante mucho tiempo un acuerdo para operar en China. Sus esfuerzos se remontan al menos a 2006, cuando presentó solicitudes de marcas registradas en Hong Kong y el continente. Muchas aprobaciones del gobierno chino se produjeron después de que se convirtió en presidente.

Negocios de Trump con inversionistas chinos y de Ivanka en China

La hija del presidente, Ivanka Trump, también obtuvo las aprobaciones de marcas comerciales chinas para su negocio después de unirse al personal de la Casa Blanca. Es difícil determinar con precisión, a partir de los registros fiscales, cuánto dinero ha gastado Trump tratando de conseguir negocios en China, reconoce el rotativo.

Los registros muestran que ha invertido al menos 192.000 dólares en cinco pequeñas empresas creadas específicamente para realizar proyectos allí a lo largo de los años.

Esas empresas necesitaron al menos 97.400 dólares en gastos comerciales desde 2010, incluidos algunos pagos menores por impuestos y tarifas contables en 2018.

Fuera de China, Trump ha tenido más éxito atrayendo a compradores chinos adinerados para sus propiedades en otros países. Sus hoteles y torres en Las Vegas y Vancouver, Columbia Británica, lugares conocidos por atraer inversionistas inmobiliarios chinos, han encontrado numerosos compradores de ese país y, en al menos un caso, llamaron la atención de la Oficina Federal de Investigaciones, precisa el diario.

Hasta ahora, las declaraciones de impuestos de Biden y sus actividades financieras no han mostrado conexiones con China.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *